Crónicas de un viaje anunciado (9)


(Economía de los Mil Demonios, 05/10/2010)

Una de las gracias del Comicon, más allá de los comics mismos y de los screenings y de los paneles y de las maravillosas cosas que seguramente ya mencioné, es que van fabricantes de juguetitos y de cositas.  Y que ahí se pueden comprar artículos de colección.  Uno de esos puestos era el de Factory Entertainment.

Estos patas hacían objetos basados en películas de acción.  Así, por ejemplo, aún no ha salido la película de The Green Hornet y estos patas ya estaban ofreciendo artículos que veremos en el film, como el anillo del avispón o un carrito a escala de Black Beauty.  Parafernalia de James Bond tenían mucha más.  Por ejemplo, el arma del villano de The man with the golden gun o los dientes metálicos de Mandíbula, el causa que perseguía al agente en las películas Moonraker y The spy who loved me. …

(Seguir leyendo)

Leave a Reply