Juguemos a la proyección con lo que hay


(Economía de los Mil Demoni0s, 13/11/2012)

Si uno ha estado atento a las elecciones en Estados Unidos, habrá notado que varios de los comentaristas políticos de ese país han insistito en la idea de que predecir los resultados estadísticamente era demasiado complicado, por el sistema electoral que se manejan.  Por si no lo saben, en Estados Unidos no gana el candidato que tiene más votos del pueblo, sino al que se le asigna más votos del colegio electoral.  Y cada paquete de estos votos se define por estado.  Y hay estados que están identificados como que siempre le asignan todos sus votos a los demócratas y otros estados que le asignan a los republicanos y otros estados -los “swing states”- que a veces van para un lado, a veces para otro y son los que terminan definiendo las elecciones.  La mejor explicación de esta vaina que he visto hasta ahora es la del periódico español ABC. …


(Seguir leyendo)

Leave a Reply